jueves, 30 de octubre de 2008

¿QUIÉN CONTROLA LA FE?

Lo que me propongo en esta indagación es dar cuenta de cómo una comunidad y un entorno específico tiene la vivencia de creer o no creer. Para este propósito realicé varias observaciones en la Iglesia de Santa Marta ubicada en Bogotá en la Calle 51 con 21 en la localidad de Teusaquillo. En esta parroquia se congregan los días martes en cada celebración de la Misa más de dos mil personas que acuden a esta iglesia a pedir favores a la virgen de Santa Marta, quien es catalogada por los mismos creyentes como la abogada de los casos imposibles.

video
Con respecto a los favores que pide la gente son de dos tipos: de tipo moral que intentan corregir las conductas de las personas y otros materiales donde la gente pide por trabajo, salud, prosperidad, ayuda en lo económico en el amor etc. Son los tipos de milagros de los que la Iglesia habla.


En esta indagación encuentro fenómenos bastantes interesantes por un lado sobre lo que se percibe por religiosidad popular y por otra parte el papel que desempeña la institución religiosa, quien funciona como dispositivo de control de la fe respecto a lo popular; es decir es esta Institución la que pretende definir e instituir en lo que se debe o no creer.

Este trabajo me permitió ver en tres contextos a Marta: primero la Marta bíblica, donde se cuenta que era hermana de María y Lazaro y que eran muy amigos y cercanos a Jesús, pues cuando él visitaba Jerusalén ellos lo hospedaban en su casa que se encontraba a las afueras en Betania. Segundo Marta según la leyenda, como muchos expulsados de Jerusalén, llega a Francia donde se dice que protege a un pueblo de un dragón y además lo derrota, por esto es venerada. Tercero el carácter de Marta, es la patrona de todos los oficios humildes, de las lavanderas, cocineras, amas de casa, todos los oficios que están relacionados con el servicio, esto es lo que de alguna manera produce una tremenda conexión de la gente con ella. De esta manera es absolutamente identificado con lo popular.


De otra parte realicé un video que me permitió captar las impresiones de la gente, lo que busca cuando va a la iglesia, las relaciones que se establecen entre lo popular y lo institucional y lo que hay de fondo en los dispositivos de control que pretende ejercer la Iglesia. Para explicar mejor estas relaciones describiré lo que encuentro en la novena como texto, lo que dice el padre en la homilía y por último me preguntó entonces ¿Quién controla la fe?


En la novena se encuentran textos del Vaticano II, textos de los Padres de la Iglesia, en este caso de San Agustín; y oraciones que han sido aprobadas previamente por la Iglesia, estos son los dispositivos de control de la fe representado en los elementos institucionales como las oraciones y lo anteriormente mencionado.


Por otro lado, se establece la fe popular que tiene sus formas de entender ese fenómeno. Me refiero a que cuando rezan la novena buscan que se cumpla el favor que piden a Santa Marta, pero no tienen en cuenta si estas prácticas establecidas por los feligreses, han sido de igual forma ya aprobadas previamente por esas instituciones. Es aquí donde se manifiesta la religiosidad popular, estos movimientos populares han creado manifestaciones de fe muy importantes que no han sido de iniciativa jerárquica, una de ellas es la devociones a los santos como la que vemos en la fe que profesa la gente a Santa Marta. En este caso esta fe profesa es absolutamente iniciativa popular, pues Santa Marta no ha sido canonizada oficialmente, esto es muy importante porque este fenómeno lo hace que sea aún más popular.


¿Quién controla la fe? Se manifiestan en esta dinámica unos discursos de control, por un lado el padre en la homilía lo hace de forma apologética y por otra lado está lo novena, estos son los dispositivos fuertes de control que identifico. Referente a la homilía el padre hace una defensa de la fe, porque creer y además de qué forma hacerlo y lo reafirma durante toda la celebración de la misa. Sobre la novena en párrafos anteriores se realizó un descripción de lo que allí se encuentra y como opera. Por último entonces relaciono el término de soterología que actuan al margen de las orientaciones hechas por la isntitución religiosa; y que tiene que ver con los cultos ocultos, no oficiales, creencias, donde se da más el manejo de credibilidad más que de fe.

1 comentario:

armando dijo...

Esta investigación me parece imortante para determinar la creencia de la gente en el campo popular. Sin embargo considero que las puertas deben estar abiertas en busqueda de otros fenomenos religiosos para asi entrar a examinar experiencias de fe y manifestaciones de distinta indole al no tradicional.